La gran expedición científica Malaspina

Tras cinco años de navegación recorriendo principalmente el Océano Pacífico, llega a Cádiz la expedición Malaspina (1794).

Su objetivo era la elaboración de cartas de navegación y estudios hidrográficos para la apertura de nuevas vías comerciales, recopilar información sobre astronomía, botánica, nuevas especies animales, lenguas y situación de los pueblos del Imperio español.

En las dos fragatas de la expedición, Atrevida y Descubierta, embarcaron los mejores astrónomos e hidrógrafos de la Marina española, así como grandes naturalistas, dibujantes, y otros científicos.

La información recopilada es la mayor que habrían de reunir en un solo viaje navegantes españoles en toda su historia y supera ampliamente a las de sus antecesores: Cook, La Perouse o Bougainville…

No apreciada en su justo valor la magnitud de la empresa hasta hoy en día, en su honor su puso en marcha una nueva gran expedición científica de circunnavegación que recibió el nombre Malaspina 2010.
Foto Mark Stothard.